Uncategorized

Croquetas de gambas al ajillo

Written by admin

Como ya sabréis, las croquetas hoy día no solo se hacen de jamón o pollo, las podemos encontrar de setas, morcilla, tortilla e infinidad de ingredientes más. Así que… Sin más rodeos os voy a decir lo ingredientes que necesitáis para estas riquísimas croquetas de gambas al ajillo y de este modo podáis empezar a prepararlas.
Ingredientes:

  • 150 gramos de gambas o langostinos crudos
  • Tres dientes de ajo
  • Aceite de oliva.
  • Un vaso y medio del caldo de cocer las gambas
  • Tres cucharadas soperas de harina
  • Pan rayado
  • Un par de huevos
  • Sal y pimienta

Ponéis una olla con agua a calcetar, una vez que el agua este hirviendo echáis las gambas.

Cuando las gambas estén cocidas las sacáis

Gambas cocidas

con una espátula del agua y las dejáis enfriar. Del caldo que quede en la olla guardáis un vaso y medio, acordaros de quitar los restos que pueda tener de gambas y la espuma que se le forma en la parte superior. Una vez que las gambas estén frías las pelamos y troceamos, dejándolas apartadas en un plato para usarlas más tarde.

Ajillos y gambas dorándose en una sartén

Cogemos una sartén y le echamos tres cucharadas soperas de aceite. Lo ponemos al fuego y una vez caliente le echamos los tres dientes de ajo cortados a trozos o filetitos muy pequeños. Cuando el ajo este ligeramente dorado añadimos las gambas, la sal y la pimienta y dejamos que se doren un poco junto a los ajos.

Echamos las tres cucharas soperas de harina y dejamos que fría un poco a fuego medio, mientras removemos con una cuchara.

A continuación comenzamos a verter el caldo de gambas de manera progresiva para evitar que se nos formen grumos y sin dejar de remover. Una vez que rompa a hervir lo seguimos moviendo durante un par de minutos más y retiramos del fuego

 

Para que los trozos de gamba no queden muy grandes y los niños se coman mejor las croquetas le paso la batidora una vez que la masa ha perdido algo de temperatura, pero si os gusta con trozos más grandes la podéis dejar así.

Vertemos la masa en una fuente y la dejamos enfriar para posteriormente meterla en la nevera durante, al menos, un par de horas. La masa en la nevera coge una consistencia perfecta para hacer las croquetas.

Una vez pasado este tiempo comenzamos a hacer las croquetas, para ello tenemos que preparar tres recientes. En el primer recipiente ponemos los huevos batidos, en el segundo recipiente ponemos el pan rallado y el tercero es para poner nuestras croquetas ya terminadas y listas para freír.

Con la ayuda de dos cucharas o con las manos damos forma a las croquetas, las pasamos por el huevo y por ultimo por el pan rallado. Hacemos este mismo proceso hasta que hayamos terminado con toda la masa de las croquetas.

Cuando todas nuestras croquetas estén listas para freír calentamos una sartén con el aceite suficiente como para cubrir las croquetas y freímos estas en grupos de 4 o 5.

Es aconsejable no poner el aceite muy caliente para que las croquetas no se abran, pero tampoco las echéis con el aceite frio ya que no se cocinarían bien.

Y ya estas listas vuestras riquísimas croquetas de gambas al ajillo!!! Perfecta para acompañarlas con una ensalada y tenemos listo un almuerzo o cena diferentes, pero si lo preferimos las podemos poner como aperitivo acompañadas por un refresco o cerveza fresquita.

About the author

admin

Leave a Comment